AL BAT: ¡NIÑOS AL ESTADIO!

Por Jesús Alberto Rubio //

Abierta crítica por el hecho de que los votantes de MLB le dieron el premio Guante de Oro –como jardinero derecho– a Jason Heyward y no a Yasiel Puig. Señalan que “Caballo Loco” fue el mejor este año en esa posición en el viejo circuito, un hecho atestiguado por su integralidad en estadísticas a la defensiva.

Y es cierto: el rendimiento del Cachorro de Chicago no se equipara al del cubano de los Dodgers. Michel Contreras, en cibercuba.com, lo acaba de expresar: “Ya lo sabemos: de injusticias están empedrados los caminos del deporte”.

Y múltiples ejemplos a través de la historia, de la Gran Carpa, lo demuestran.

Ni modo, mi Yasiel, ya veremos el año entrante.

¿Chispa” Gastélum?

Tema obligado.

Lo dije ayer: terminó con Naranjeros su ciclo de 16 años con registros, especialmente a la defensiva, que fueron de muy alto nivel, aunado a su entrega-enjundia para jugar pelota caliente, siempre con un plus admirable.

Sin embargo, llegó el relevo generacional y la directiva decidió en esta campaña que el nuevo defensor de la segunda base, Fernando Pérez, tenía ya las herramientas para ser el titular y con ello dejar en la banca al nativo de Huatabampo.

El bateo de poder de Pérez, fue el principal argumento, y más cuando desde inicio de temporada demostró que por su bateo-promedio ofensivo no quedaba, como lo vemos hasta ahora en la estadística general del circuito en ese departamento.

Gastélum, obviamente, no aceptó su nueva situación y de inmediato pidió que lo cambiaran-enviaran a otra franquicia al sentir que con todo y su veteranía aún reúne las condiciones/capacidad necesarias para estar en juego todos los días.

La franquicia Naranja no lo pensó dos veces e hizo un cambio por un joven prospecto de los Venados de Mazatlán que había sido tomado en el último draft de peloteros.

Y lo curioso es que al debutar con los porteños “La Chispa” pegó un triple y sencillo como para decirle al mundo (a Naranjeros), “aquí estoy vivito y coleando”.

Así la historia de un pelotero ícono de la franela Naranjera que de la noche a la mañana emigró a otros aires en medio de un clima de críticas y comentarios por ser un consentido de muchos años entre la afición hermosillense.

¿Qué se advierte de manera tajante?:

Critican la falta de sensibilidad de la directiva para haber preparado con tiempo el terreno con él para darle la despedida que se merece. Un reconocimiento público, abierto, en el estadio, por sus grandes servicios al equipo.

Algo pudo haberse hecho.

Y aunque sucedió lo mismo con el José Luis “Borrego” Sandoval y otros grandes jugadores que terminaron su estadía con la franquicia, su repentina salida no quiere decir que ya todo está dicho.

Así sucedió, como positiva reivindicación, con José Luis.

Veremos que hay en el horizonte cercano con el gran “Chispa” que durante buen tiempo hizo inigualable mancuerna con el “Borrego” Sandoval.

¡Niños al estadio!

Carla Bustamante, directora de Relaciones Públicas del Club Naranjeros de Hermosillo con gran emoción y entusiasmo me ha comunicado del reciente convenio que firmaron con la Secretaría de Educación y Cultura del Estado para que los niños hermosillenses puedan asistir a los juegos en el Estadio Sonora.

Ya lo he dicho reiteradas ocasiones: una acción por demás plausible y noble siempre será sembrar semilla, pensar y atender a esa nueva generación de imberbes que sueñan, comen y viven pensando en béisbol.

¡Cuánta riqueza y potencial se tiene en esa decisión, la qu deben imitar a la voz de ya todas las franquicias de la pelota profesional, sean de invierno o verano!

Aquí está la noticia de la firma del convenio:

http://www.naranjeros.com.mx/2017/10/24/firman-naranjeros-y-sec-convenio/

Don Carlos Castillo será entronizado

Nos enteramos de la grata noticia de que el colega historiador de béisbol del béisbol peninsular, Carlos Castillo Barrio, será entronizado el próximo 18 del mes en curso en el Salón de la Fama del Deporte en Yucatán, por lo que desde ya van nuestras felicitaciones y pleno reconocimiento.

Un homenaje, desde cualquier ángulo que se le vea, justo y merecido.

Carlos Rodríguez Candila acaba de afirmar que “es todo un maestro, no solo como historiador de béisbol, sino en muchísimos campos, como el ser escritor de libros del béisbol peninsular de Yucatán y Campeche”.

Le rodea una gran sabidurÍa que sigo admirando; de mente ágil y práctica, pero más portador del saber en y de la vida.

Un gran abrazo, tocayo”.

Me uno a la misma expresión, sí señor.

ANTONIO ELIZARRARÁS CORONA:

Jesús. Muchas gracias por los datos que nos aportas en cuanto a Ben Reiter.

Para mí y supongo que para muchos aficionados, colegas e historiadores que gustan de las observaciones importantes, son y serán por mucho tiempo, oro molido.

Su vaticinio es un hecho histórico. Muy histórico. Y no sabemos si este tipo de predicción se vuelva a dar.

Gracias, colega.